Mandalas: figuras y colores, o ¿algo más?

mandala monjes

Hola! Hace un tiempo escribí sobre el arte terapia y las numerosas ventajas que ofrece esta técnica, y hoy me gustaría profundizar un poco en uno de los recursos de que dispone: los mandalas.

¿Qué son los mandalas? Son dibujos que representan de forma simbólica el universo, la integridad y el todo. Los diseños son muy variados, pero todos parten de un punto central que se interpreta como el principio o a la unidad, y están formados por figuras geométricas concéntricas que se entrecruzan y se colorean. Está asociado a la idea de perfección y a los ciclos de la naturaleza, y también a lo interno y lo externo, al principio y al fin, y se considera un centro de energía, equilibrio y purificación que ayuda al cuerpo y a la mente.

Es algo que el ser humano ha venido haciendo desde hace muchísimos siglos, y en distintas culturas de todo el mundo. La palabra “mandala” se asocia a la tradición Hindú o Budista y puede traducirse como “rueda”, “totalidad” o  “círculo”. Su origen se localiza en la India, pero sin llamarles mándalas, estos dibujos ya eran realizados por los aborígenes australianos, los celtas, algunos pueblos de la América precolombina,… e incluso pueden verse en los rosetones y vidrieras de muchas catedrales.

Pero en realidad, no es algo exclusivo de la humanidad, porque en la naturaleza hay muchas estructuras que siguen un patrón como el de los mandalas, y si nos detenemos a observar la belleza que nos rodea en el mundo natural podremos descubrirlos en los pétalos de las flores, en las anémonas, los caracoles, los remolinos de agua o de viento, las galaxias…

mandala naranjamandala universomandala flor

¿Qué nos aportan los mándalas? A través de la pintura podemos expresar sentimientos y  llegar a un mejor conocimiento y comprensión de uno mismo, analizando los trazos, los colores, las formas,…. Pero además, los mandalas ponen en funcionamiento lo físico, a través de los sentidos, y lo mental y psicológico, a nivel racional y emocional, con las formas y los colores, respectivamente. Por ello ponen a trabajar conjuntamente a los dos hemisferios cerebrales, pueden equilibrarlos. Ayudan a relajar y tienen muchos otros beneficios para la salud, desarrollando y potenciando diversos niveles personales:

  • A nivel cognitivo: la fluidez y flexibilidad de las ideas, la originalidad y la creatividad, la memoria, la concentración, la precisión.
  • A nivel afectivo y social: la actitud constructiva frente diferentes situaciones, el equilibrio, la expresividad de sentimientos, la comunicación, la relación grupal, la paciencia.
  • A nivel psicomotor y sensorial: motricidad fina, vista, tacto.

Son un buen ejercicio para cualquier persona, desde niños hasta adultos y personas mayores. Y especialmente pueden ayudar a niños con problemas de atención, de comportamiento o autoestima, y a adultos con ansiedad, con estados depresivos, que necesiten encontrar su propio centro.

Por otra parte, son un buen recurso para la meditación, al elaborarlos y al observarlos una vez terminados, ya que ayudan a centrarnos en el presente, facilitando la conexión con nuestro interior, la expansión de la conciencia, la activación de nuestra energía y el despertar de nuestros sentidos y nuestra intuición.

 ¿Cómo se hacen los mándalas? En Internet hay muchísimos modelos para imprimir, y pueden conseguirse gratis escribiendo “mandala” en cualquier buscador. Lo primero será elegir el modelo, y disponer de lápices de colores, ceras, o cualquier tipo de pintura que nos guste. Una vez que lo tengamos impreso, no hay prisa, ni normas, se trata de observar el dibujo y dejarnos llevar por sus formas para ir coloreando, si puede ser, en un lugar tranquilo.

Otra opción, es hacer los mándalas en grupo, o sobre materiales como la piedra, la madera, en camisetas con pintura especial, e incluso en el suelo, en lugares abiertos, preferiblemente en parques,… las ideas son casi infinitas. En ocasiones, los mándalas se elaboran con elementos que no son duraderos, como arena o pétalos de flores, y una vez terminados se destruyen para mostrar la impermanencia de las cosas y promover el desapego

Si lo pintamos de fuera hacia adentro o de dentro hacía afuera, el diseño seleccionado según sus formas, y los colores aplicados,… todo tiene un significado y expresa como nos sentimos, pero también podemos usarlo como medio de influir en nuestro estado de ánimo.

flower_mandala_035

Mini guía para interpretar o guiar la realización de mandalas:

Formas:

  • El círculo: movimiento, cambio, la totalidad, protección, eternidad, el Yo.
  • El cuadrado: estabilidad, equilibrio.
  • El triángulo: agua, el inconsciente (hacia abajo), transformación (hacia arriba), vitalidad, o agresión (hacia el centro).mandalas3
  • El rectángulo: vida terrenal, estabilidad.
  • El pentágono: cuerpo humano.
  • El hexágono: unión de contrarios.
  • La espiral: vitalidad, energía curativa.
  • La cruz: unión de cielo y tierra, de vida y muerte, de lo consciente y lo inconsciente.
  • La estrella: espiritualidad, elevación, libertad.

Colores:mandala-de-la-vida1

  • Blanco: la nada, pureza, paz, iluminación, limpieza, confianza, sencillez y alegría.
  • Amarillo: sol, luz, energía, receptividad, jovialidad, creatividad,  concentración, libertad.
  • Naranja: dinamismo, sociabilidad, elocuencia, unión, seguridad.
  • Rojo: amor, pasión, fuego, acción, fuerza, masculino.
  • Rosa: femenino, amabilidad, delicadeza, ternura, romanticismo.
  • Violeta y morado: idealismo, sabiduría, magia, espiritualidad, inspiración, misterio, intuición.
  • Azul: tranquilidad, serenidad, pasividad, calma, amabilidad, paciencia.
  • Verde: naturaleza, equilibrio, esperanza, frescura, renovación.
  • Gris: neutralidad, respeto, modestia, reflexión, conformismo.
  • Negro: muerte, misterio, seriedad, elegancia, estilo, poder.

Nota: Mi amiga, psicóloga y arteterapeuta Laura Sánchez y yo, estuvimos realizando un taller gratuito de mandalas para gente mayor en el Espai Social Sagrada Familia, en Barcelona, para aumentar el bienestar físico y mental, trabajar la autonomía personal, la relajación y la autoestima, entre otros aspectos, de forma lúdica y grupal. El taller fue en 2012 y fue muy gratificante poder formar parte de un grupo tan participativo y agradable. Desde aquí, gracias a todos!

 

Un abrazo!

Anuncios

2 comentarios en “Mandalas: figuras y colores, o ¿algo más?

  1. Quiero saber por favor: Porqué el Hexágono es la unión de los contrarios en sicología del color y la forma? Gracias
    Melba

    • Hola Melba.
      En relación al color, el hexágono es una figura de 6 lados que representa la unión de los contrarios, porque muestra los tres colores primarios (amarillo, cian y magenta) en 3 de sus lados, y frente cada uno de ellos, en el lado opuesto, los tres colores secundarios y complementarios de los primarios:
      – Azul como contrario al amarillo
      – Verde como contrario al magenta
      – Rojo como contrario al cian.
      Así se forma un círculo cromático de complementariedad o oposición entre los colores que están enfrentados.
      Por otra parte, el hexágono puede formarse con dos triangulos equilateros opuestos, uno con el vértice hacia arriba y otro con el vértice hacia abajo y simbolizan la unión de la Materia y el Espíritu, o la dualidad fuego agua. Contrarios que se complementan.
      Gracias por tu comentario, espero haber resuelto tu duda.
      Un saludo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s